Venezolanos vuelven a ser tema de conversación en los medios de comunicación
Venezolanos vuelven a ser tema de conversación en los medios de comunicación

Decenas de migrantes venezolanos llegaron a la frontera sur de Estados Unidos entre el 9 y el 10 de mayo del presente año. Más de cincuenta personas se pudieron contar el lunes 10 en la zona cercana al Río Grande, uno de los pasos irregulares de entrada hacia Estados Unidos. Las imágenes de los venezolanos con maletas y bolsos cruzando el río se volvieron tendencia en internet.

A pesar de que la frontera terrestre entre México y Estados Unidos se encuentra cerrada debido a la pandemia por COVID-19, las personas siguen utilizando los pasos fronterizos para cruzar desde México hacia la nación norteamericana. Estos caminos son tomados, normalmente, por migrantes de países centroamericanos. Sin embargo, en los últimos meses se ha visto un auge de venezolanos en esta ruta. De acuerdo a las cifras de la patrulla fronteriza de Estados Unidos, más de 170.000 migrantes cruzaron la frontera de México hacia Estados Unidos en el mes de marzo. Esto representa 70% más de lo que se registró en el mes de febrero.

Son varias las atenuantes para que esto ocurra: la primera es que la llegada de Joe Biden a la presidencia de Estados Unidos generó una sensación de optimismo en los migrantes. Algunos de los entrevistados han dicho que creen que Biden será más flexible con la migración, aunque esto pareciera no ser tan acertado. Otro de los puntos que influye en este afluencia es la reactivación económica de Estados Unidos, así como la vacunación masiva que lleva a cabo el país.

Migrantes venezolanos en la frontera sur estadounidense

Tradicionalmente la migración venezolana hacia Estados Unidos se realizaba desde otra forma. Las personas llegaban por avión y, normalmente, entraban en calidad de turistas. Luego, decidían quedarse en el país. El pasado mes de marzo, Joe Biden aprobó el Estatuto de Protección Temporal (TPS, por sus siglas en inglés) para los venezolanos en Estados Unidos. Esta medida beneficiaría a más de 300.000 personas. Además, en el abril, el gobierno estadounidense informó que los venezolanos con visa de estudiante pueden trabajar legalmente en Estados Unidos, algo sin precedentes.

La llegada de migrantes venezolanos a la frontera sur de Estados Unidos representa un cambio en ese perfil migratorio que llega al país norteamericano. Aquellos que llegaron entre el domingo y el lunes de esta semana lo hicieron para solicitar asilo, una medida que ha funcionado para muchos venezolanos en años pasados.